Son quienes “en estos momentos de crisis, incertidumbre, miedo y ansiedad, salen todos los días a trabajar para garantizar y sostener el servicio público”, sostuvo el secretario general del Sindicato de Trabajadores de Obras Sanitarias Mercedes y Justo Daract, José Ucelay.

“Esta pandemia del COVID-19 nos enfrenta a un nuevo desafío no solo como trabajadores sino como humanidad. Y frente a un enemigo invisible, silencioso y letal, donde la forma de enfrentarlo pone al recurso agua potable y el saneamiento protagonista en la aplicación de los cuidados preventivos de higiene y limpieza, desde nuestro Sindicato queremos decirles gracias a todos los trabajadores de Obras Sanitarias quienes, en estos momentos de crisis, incertidumbre, miedo y ansiedad, salen todos los días a trabajar para garantizar y sostener el servicio público”, expresó.

En un comunicado que difundió en las últimas horas, el sindicalista se refirió al servicio público de agua potable y de saneamiento y, especialmente, a quienes lo sostienen: “Estos trabajadores que de manera generosa y con vocación de servicio salen a cumplir con su tarea, al igual que muchos otros trabajadores de otros rubros y ramos, sin saber si al volver a casa no llevan con ellos el temido virus”.

“Queremos invitar a la reflexión, preguntarnos si creemos que deben seguir postergándose las inversiones en materia de agua y saneamiento. Entender también que, lejos de ser un gasto, el activo más importante es el capital humano ya que son quienes han venido desarrollando esta actividad por generaciones hace ya 100 años en esta ciudad”, afirmó.

“Son ellos hoy, los trabajadores y trabajadoras de Obras Sanitarias, ante esta situación los únicos protagonistas, los que se cargan al hombro el servicio por el compromiso con la salud y vida de toda la comunidad. En eso lo político deja de importar, ellos solo lo miran…”, añadió.

Afirmó que ante una realidad que “hoy nos golpea”, el servicio que brinda Obras Sanitarias “a veces muy criticado” también pone a la comunidad ante el desafío de “tomar conciencia, más que nunca, que el agua que llega a los domicilios no es para regar veredas o llenar piletas, es un servicio que llega a los domicilios para evitar enfermedades, preservando la salud de la población y es un recurso escaso, costoso de producir y vital”.

En un tono más crítico, Ucelay señaló: “Aún quedan materias pendientes ya que a veces algunos funcionarios creen que llegan a estas instituciones para inventar la rueda y definen los recursos de acuerdo a lo que ellos entienden, cuando en realidad los recursos deben ir a mantener en perfecto estado a las estructuras de producción de agua y tratamiento cloacal, más las redes de distribución y colectoras de la ciudad, acompañando el crecimiento urbano y mejorando la calidad de vida”.

Ante ese marco adverso, reiteró su gratitud hacia los empleados sanitaristas: “Queremos, desde nuestro sindicato reconocer, agradecer y aplaudir a los trabajadores de las plantas potabilizadoras, plantas de efluentes, reparación y mantenimiento de redes, que le ponen el cuerpo y el compromiso a esta crisis mundial”.

“Queremos también hacer extensivo nuestro reconocimiento a todos los trabajadores de la salud y fuerzas de seguridad, que también exponen sus vidas para salvar y ayudar a las personas frente a esta pandemia”, dijo y añadió: “Quédense en sus casas. Quedate en tu casa. Esa es la mejor manera de ayudar. Así cuidas a estos trabajadores. Así haremos que esto pase”.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.