Los choferes hacen asambleas y cortan el servicio de colectivos por reclamos salariales y laborales. La Municipalidad labró actas a la empresa.

La situación del transporte urbano de pasajeros no deja de ser un problema latente en Villa Mercedes. La empresa Sol Bus, pese a recibir subsidios mensuales por parte de la Municipalidad “no cumple con sus obligaciones laborales y, cada tanto provoca estas situaciones”, confió una fuente del área de Transporte.

“Además de despidos arbitrarios, nos les abona como corresponde el sueldo a los choferes. Entonces vienen los reclamos que, por ahora son asambleas de dos horas en punta de línea”, añadió.

La Subsecretaría de Transporte del Municipio informó que la interrupción del servicio de transporte urbano de pasajeros se produjo durante estas últimas jornadas, desde las 12 hasta las 14 horas.

“La medida fue dispuesta por el gremio UTA. Se le solicita a la comunidad que tome los recaudos necesarios”, indicó.

Informó que La Subsecretaría realizó “las correspondientes actas por la falta de cumplimiento del servicio mientras se realizaban las asambleas de punta de línea”.

La Municipalidad con el acuerdo del Concejo “asumió el sostenimiento del servicio de transporte público de pasajeros a pesar de la quita de los subsidios garantizando al usuario un boleto razonable y accesible a $16 boleto familiar y $26 boleto común, impidiendo que el boleto tenga su costo real de $78”.

 

 

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.