El representante de la acción pública y el defensor de cámara alegaron este miércoles en el debate oral llevado adelante por la Cámara Penal Nº 2 de Villa Mercedes.

Este miércoles, el tribunal, integrado por Daniela Estrada, María Silvia del Castillo y Aníbal Atilio Astudillo escuchó los alegatos en el marco de la causa “ACOSTA LUIS GABRIEL – AV. ABUSO SEXUAL CON ACCESO CARNAL” en donde se juzga al Luis Acosta por el hecho ocurrido en febrero de 2017 en la intersección de calles Nelson y Oficial Pereyra. En ese entonces, la víctima fue interceptada por el joven, quien hizo uso de un arma blanca para amenazar a la mujer, le sustrajo su celular y la abusó sexualmente.

En primer lugar, el representante del Ministerio Público Fiscal, Ernesto Lutens, hizo un breve relato de los hechos, y expresó que el plexo probatorio es contundente y que el hecho está acreditado. Además, se refirió a los informes médicos y psicológicos de la víctima, concluyendo que no hay indicios de fabulación.

En cuanto a la autoría del delito, el Fiscal de Cámara consideró que no hay dudas de que Acosta fue el autor. Para ello, tuvo en cuenta los elementos secuestrados en el allanamiento, los cuales fueron reconocidos por la damnificada, como así también la descripción física y la rueda de reconocimiento. El funcionario solicitó a la Cámara que la calificación legal sea “abuso sexual con acceso carnal calificado por el empleo de un arma” y la pena de 15 años de prisión accesorias legales y costas procesales. Asimismo, no encontró atenuantes y como agravantes tuvo en cuenta los daños psicológicos de la víctima como consecuencia de este delito.

Luego, el Defensor de Cámara, Víctor Endeiza, quien ejerce la defensa del imputado, formuló que la valoración de los elementos probatorios no es certera en cuanto a la materialidad y a la auditoria del hecho. Sostuvo que no hubo prueba científica que demostrara que los restos encontrados en la ropa de la víctima pertenecieran al acusado y que tampoco existieron lesiones que indicaran un forzamiento.

Finalmente, manifestó que no está probado con el grado de certeza que requiere esta instancia y solicitó al tribunal la absolución por el principio de la duda y que se tenga en cuenta la falta de antecedentes y las circunstancias personales, educativas y socioculturales de su defendido. En caso contrario, que se aplique el mínimo de la pena ya que el defensor considera que no hay circunstancias para considerar la pena solicitada por el fiscal.

El jurado informó que la lectura del veredicto será este jueves 7 de febrero a las 10.

 

Fuente: Prensa Poder Judicial

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.