Los vecinos autoconvocados de San Francisco continúan con las movilizaciones y la lucha contra la contaminación y el proyecto mega minero.

El viernes, alrededor de 300 personas se juntaron para la movilización que se concentró en la ruta N° 146, en el acceso San Francisco, para visibilizar la lucha que llevan adelante desde que trascendió la información sobre la posibilidad de explotación de un yacimiento de litio ubicado en las sierras cercanas a la localidad.

Los manifestantes, que se ubicaron en el costado de la ruta y en parte de la calzada, mostraron los carteles y distribuyeron folletos con las consignas de la lucha: “No a la mega minería”, “El agua vale más que el litio”, “Paremos la mina”…, entre otras.

Además, juntaron firmas para un petitorio dirigido al gobernador Alberto Rodríguez Saá con el fin de pedirle un pronunciamiento claro sobre la posibilidad de autorización de un proyecto minero en las sierras de San Luis. Mientras tanto, continuarán con las gestiones ante diputados provinciales para lograr una normativa que prohíba directamente la explotación de litio y de cualquier otro mineral a cielo abierto.

La convocatoria surgió durante una asamblea que los vecinos realizaron a principio de la semana pasado. El jueves, el gobierno, a través de su sitio oficial, como también de medios oficialistas, difundió un comunicado de la Dirección de Minería en el que aseguraba que habían “caducado” los trámites iniciados por un grupo de empresarios para la explotación de la Mina Géminis, ubicada en medio de las sierras, en el curso del Río Gómez y a pocos kilómetros de San Francisco.

La información “oficial” no despejó las dudas ni desalentó las medidas de protestas. Por eso, el viernes los vecinos decidieron igualmente llevar adelante la movilización y la manifestación en la ruta.

En principio, los vecinos entienden que la información difundida por el gobierno no les garantiza que el proyecto pueda ser reactivado y, por otro, esperan que los “canales de comunicación” no sean solamente comunicados difundidos por los propios medios oficialistas.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.