El Concejo Deliberante autorizó a la Municipalidad a firmar convenios y promover actividades en apoyo a los pacientes. La ordenanza se constituye en un llamado a los gobiernos provincial y nacional.

“Hemos dado un paso importantísimo en apoyo a los pacientes de Villa Mercedes que usan el cannabis con fines medicinales”, comentó el conejal Luis Alvarez Moya al término de la sesión de este jueves, última del año, en la que se aprobó la ordenanza que habilita a la Municipalidad a firmar convenios con organismos nacionales para actividades de investigación y apoyo a pacientes que deben tratarse con aceite de cannabis.

La nueva normativa representa una apertura en un tema que no avanza en otros ámbitos, el nacional -principalmente- y el provincial. Mientras, cientos de pacientes, muchos con graves enfermedades, bregan por un marco legal que les permita el acceso a la medicina que se obtiene del cannabis.

Por eso, la nueva ordenanza abre la posibilidad de avanzar en esos derechos. “Realmente se ha dado un importantísimo paso que, en el marco en las atribuciones que tiene la Municipalidad y dentro de la ley nacional, significa el inicio de un camino”.

Moya, quien impulsó la ordenanza, explicó de esa manera la importancia y el alcance de la normativa local que aprobaron por unanimidad los concejales: “Tenemos mucha gente que lo está utilizando el aceite de cannabis y por eso hicimos la posta, dimos el primer paso para que esos pacientes puedan usarlo de manera más tranquila, ya que tienen que recurrir a otros lados para adquirirlo, entrar en esa especie de mercado negro sin garantía en cuanto a la calidad del producto”, añadió.

Durante el debate que se generó en la sesión, se hizo referencia a la necesidad del compromiso de distintos organismos en la problemática: “En San Luis tenemos a Laboratorios Puntanos, donde se podría elaborar el aceite de cannabis. Sería algo extraordinario e innovador”, sostuvo.

“La ley nacional lo que dice es que, a través de instituciones de investigación científica como el CONICET, el gobierno debe participar en todo lo relacionado con la temática, pero no se han destinado recursos económicos para que eso se ponga en marcha. Nosotros lo que hacemos es dar el primer paso, pero hasta tanto no tengan recursos, no haya dinero para esto, va a llevar su tiempo”, aclaró.

Los casos

Moya, quien es médico con amplia trayectoria en el Policlínco Regional de Villa Mercedes, contó que para la elaboración del proyecto mantuvo contacto con pacientes y familiares: “Fue muy interesante porque personas que están usando el aceite de cannabis. En algunos casos pacientes asmáticos, con resultados espectaculares; en otro, una de 3 años que tiene linfática y lo utiliza como tratamiento complementario para el dolor e, incluso, el estado de ánimo; hay otro con epilepsia refractaria; un señor con parálisis cerebral…todos casos que nos hablan de la una necesidad real de regular y hacer algo para el acceso de esta medicina”.

Reconoció en ese marco que a los propios médicos “muchas veces nos cuesta abordar este tema porque no estamos suficientemente preparados y en eso también hay que hacer hincapié, ya que es nuestra responsabilidad ponernos al día en esta necesidad de gran parte de la población”.

Reveló que algunos pacientes y familiares se dedican al autocultivo porque tienen inconvenientes para conseguir el aceite. “Una mamá contaba que debía viajar a otra provincia para conseguir el producto medicinal, pero en los controles se lo incautaban. Por eso debe recurrir al autocultivo, que tampoco está reglamentado”.

“Hoy creo que dimos el primer paso para que eso se pueda empezar a cambiar. Es lo que estamos pidiendo”, añadió.

 

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.