Florencia Leiva, alumna de la carrera Licenciatura en Enfermería, denunció al rector de la UNViMe por agredirla y humillarla durante una reunión.La estudiante decidió recurrir a las vías legales administrativas para exponer la situación que vivió durante una reunión entre estudiantes y el rector organizador de la Universidad Nacional de Villa Mercedes, David Rivarola.
Tal como adelantó San Luis Noticia el 6 de agosto pasado, el rector citó a los alumnos a una la reunión del claustro estudiantil ese día por la mañana. El encuentro tuvo lugar en la sede de calle España, en el aula 10.
Dicha convocatoria fue realizada con el propósito de informar sobre la medida de eliminar las clases teóricas en las carreras y dejar sin efecto la aplicación de los denominados «horarios espejos» que rigen desde en la universidad, explica la estudiante.
Cuenta en su denuncia -que presentó este lunes 13 de agosto ante Mesa de Entrada del Rectorado-, que la reunión, conducida por Rivarola -quien estuvo acompañado por otras autoridades-, se había comenzado a desarrollar “de manera informal” y que el rector en varios pasajes «se dirigía al estudiantado con un lenguaje no académico, coloquial, a mi entender a los efectos de generar empatía con los alumnos».
En esa pretendida y sobreactuada «interacción», el rector «fue modificando su forma de dirigirse a los alumnos. Esta afirmación se evidencia a través de su postura, gestos, vocabulario el cual se tornaba cada vez mas agresivo y manifiestamente ofuscado», ante los planteos que le hacían los alumnos.
«En esta instancia, y en el marco de la interacción propia de una reunión informativa, pido la palabra con el objetivo de plantear mis inquietudes sobre el tema, el cual ya a esta altura de las circunstancias la manera de dirigirse por parte del denunciado a los alumnos, ante sus reclamos, ya era por demás inapropiada», relata.
«En ese momento, ante un debate que se plantea entre el rector y varios estudiantes, intervengo de manera respetuosa expresando mi opinión sobre el tema. Ante ello, el denunciado comienza a dirigirse hacia mi persona de manera violenta e irrespetuosa manifestando que «vos venís con el chip de que todo está mal», a lo que le respondo que lo que afirma «es una falta de respeto hacia un estudiante».
Florencia acusó a Rivarola de agredirla verbalmente «ante la presencia de todos mis compañeros estudiantes, quienes atónitos eran testigos del agravio».
«Ante semejante situación de violencia y maltrato le solicito ante todos que me pida disculpas por la forma en que se está dirigiendo hacia mi persona, a lo que responde alzando la voz ‘yo no te pido disculpas», lo que provocó en mí una crisis de nervios, optando por retirarme del aula, sintiéndome agraviada, humillada y maltratada por el denunciado, con manifiesta voluntad de humillarme ante todos los presentes».
Por la situación vivida, la joven presentó la denuncia formal contra Rivarola: «me sentí sujeto de violencia, discriminación, maltrato y agravio» por parte del rector. En su presentación, la denunciante expone lo que establece el Código Penal al respecto, como también el Estatuto Provisorio, Regímenes y Normas Institucionales de la UNViMe, además de la Ley de Protección Integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres en los ámbitos en que desarrollen sus relaciones interpersonales.
Aclaró que la denuncia la presentó en la misma universidad por ser el ámbito donde se produjo el agravio, y para pedir que el denunciado «se rectifique de lo dicho de manera personal y pública». Además, hace reserva de presentar la acusación ante el Centro de Estudiantes y el INADI.

Leave comment

Your email address will not be published. Required fields are marked with *.